DISFRUTAR DEL SEXO 🚀 CON TU PAREJA [7 CLAVES]

DISFRUTAR DEL SEXO 🚀 CON TU PAREJA [7 CLAVES]

¡A este mundo hemos venido a reproducirnos! Biológicamente hablando, claro está. El amor de pareja se fundamenta en la sexualidad.  Todo empieza con un baile de hormonas, una atracción mutua  y un no querer salir de la cama ni para encargar una pizza. 

 Por otra parte y culturalmente hablando, el ser humano ha desvinculado el sexo de la reproducción. Con lo que podemos disfrutar de él de formas muy variadas, en distintas situaciones y durante muuucho más tiempo que cualquier especie del reino animal. ¡Bien! 

 Se mire como se mire, el sexo es importante en nuestras vidas.

 ¿Quieres saber cómo disfrutar sexualmente con tu pareja para siempre? ¿Quieres saber cómo no aburrir el sexo con él o ella?

Si eso es lo que quieres, ¡Vamos a ello!    

Practicar sexo regularmente, mantiene unida una relación de pareja. Porque como homínidos que somos, estamos hechos para copular.  Asíduamente. Y porque la descarga de la hormona testosterona, ligada al deseo sexual, eleva los niveles de dopamina, que fomenta el apego, es decir, el vínculo emocional con nuestra pareja.

Eso no quita para que pueda haber parejas que funcionen bien con poco o nada de sexo. ¡No todo es sexo en el amor de pareja! Ternura y cuidado son elementos esenciales que satisfacen nuestra necesidad de vinculación afectiva y nos proporcionan bienestar emocional.

Pero para ti, que aún no te ha llegado el momento de renunciar al disfrute sexual, te cuento siete claves que te facilitarán disfrutar sexualmente con tu pareja para siempre. O, en su defecto, durante muuucho tiempo. Y de calidad.  Por supuesto.

Clave 1

La más elemental de todas las claves. Mantén tu cuerpo en forma. Obviamente porque favorece tu atractivo. Un cuerpo masculino o femenino sin sobrepeso y tonificado, suele resultar más estimulante para la líbido del compañero o compañera. ¿O no?

Pero el motivo más importante es que mente y cuerpo son sistemas interconectados. El estado de tu cuerpo repercute en el estado de tu mente. Como dijo el poeta latino Juvenal:  Mens sana in corpore sano.

Practicar un ejercicio moderado, como andar rápido durante media hora al día, además de quemar calorías, te permite generar endorfinas que producen sensación de bienestar. Te levantan el ánimo, despejan tu mente y reducen considerablemente el estrés. ¡Que es cosa mala!

Cuando tienes el cuerpo en forma, a parte de poder rendir sexualmente más porque tu fuerza y resistencia es mayor, tu cuerpo está más despierto. Lo sientes más. Tienes la piel más sensible, por ejemplo. Tu capacidad para experimentar placer se multiplica. ¡Venga a ponerse en forma!

Un último apunte dedicado a ti, hombre de buena voluntad. Si quieres que la fuerza de las erecciones te acompañe, más vale que tu cuerpo esté libre de tóxicos de todo tipo. Incluida una dieta desequilibrada.

 

Clave 2

Cultiva una profunda amistad con tu pareja. Sé consciente de su día a día. Apoya a tu pareja emocionalmente. Presta atención a sus necesidades. Pregúntale. Comunícate. Hazlo, porque el vínculo emocional de una profunda amistad es puro afrodisíaco.

Un buen hábito es el de agendar al menos una hora a la semana para conversar y llevar a cabo un chequeo emocional mútuo. La conversación puede empezar con una pregunta abierta del tipo: ¿Cómo estás, cómo te sientes? o ¿Qué te ocupa la mente y el corazón?

 

Clave 3

Corteja a tu pareja a diario. Bésala cada día apasionadamente en los labios durante varios segundos. Dile “Te quiero”. De manera consciente, conectando con el valor que tienen. No lo digas con el piloto  ¡Son palabras mayores!  Abrázala. Hazle arrumacos. Dedícale piropos. Así mantendrás tu deseo por ella despierto y facilitarás que el suyo hacia ti también esté activado. 

 

Clave 4

Practica sexo en estado de presencia. Lo que quiero decir es que te focalices y tomes conciencia de tus sensaciones corporales. En cómo te afecta el contacto con el cuerpo de tu pareja. Del estado de excitación en el que estás tanto tú como él o ella. De cómo reacciona a lo que le haces. Del ritmo que se necesita en cada momento.

Esto te facilitará no caer en una acción mecánica. Y poder disfrutar intensamente de cada momento del proceso que lleva al orgasmo. Y de cada experiencia sexual.

Otro apunte para ti, hombre de buena voluntad. No tengas prisa por descargar tu testosterona acumulada. ¡Relájate! Permítete alargar tu placer y el de ella. Esto marcará la diferencia entre sentir el vacío o una gran conexión emocional e intimidad con tu pareja, una vez acabado.

¡Hablando de una vez finalizado! Es el momento para disfrutar del placer del tacto. Porque tendrás la sensibilidad a flor de piel. Así que acaricia y besa a tu compañero o compañera.

 

Clave 5

Habla de sexo con tu pareja. Habla de en qué punto se encuentra vuestra vida sexual. Para ver si los puntos de vista coinciden.

Expresa tus necesidades de manera positiva. Y escucha las de la otra persona sin ponerte a la defensiva.  

Cuando estés haciendo el amor dile qué es lo que te gusta. Y cómo te gusta. Por otra parte, interésate por lo que le gusta y por cómo le gusta a tu pareja. Puede que te sorprendas descubriendo cosas que no sabías. Felicítale cuando haga algo que te proporciona placer. Es la manera más efectiva y emocionalmente inteligente para que continúe haciéndolo y vaya mejorando.

 

Clave 6

Juega. El sexo es algo lúdico. ¡La imaginación al poder! No te cortes.

Propón situaciones. Posturas. Disfrázate. [IMATGE] Utiliza objetos, cremas, etc… Hay centenares de productos dedicados al placer sexual que pueden hacer memorable una sesión de sexo. ¡Utilízalos!

 

Clave 7

Planifica tu sesión de sexo. Eso no significa que no debas aprovechar un calentón y realizar un “aquí te pillo, aquí te…”. / La ventaja de una sesión planificada es que la expectativa de placer y gratificación, es fuente de bienestar por sí misma. Así pues, una sesión de sexo planificada es el doble de placentera que una de espontánea.

Además piensa una cosa. Al inicio de salir con tu pareja, muchos de vuestros encuentros sexuales eran planificados. No perdias detalle. La ropa que te ibas a poner, incluida la ropa interior, el perfume, el lugar, la hora, la música ambiente, etc… ¿Por qué entonces no mantener este hábito?

Otra ventaja de planificar la sesión, es que facilita fijar una hora en que los dos vais a estar en óptimas condiciones para dar y recibir placer. La mayoría de veces, cuando llegamos por la noche a la cama estamos demasiado cansados como para tener relaciones sexuales, por ejemplo. Aunque eso no quita para que uno rapidito, resulte de lo más relajante y nos facilite dulces sueños.

 

¡En fin! Mantener tu cuerpo en forma, Cultivar una profunda amistad, Cortejar a tu pareja a diario, Practicar sexo en estado de presencia, Hablar de sexo con tu pareja, Jugar y Planificar vuestras sesiones de sexo son siete claves que te facilitarán disfrutar sexualmente con tu pareja para siempre. Lo que, sin duda, aportará una buena dosis de bienestar a vuestra relación.

¿Cuál de estas claves pones tú en práctica? ¿Qué otras puedes añadir? Deja tu comentario

No Comments

Post A Comment